en acción

¿Qué cambiarías si arrancaras hoy tu proyecto?

mayo 29, 2016

Una nueva costumbre de este año es sumergirme una o dos veces por día en Medium. De 3 artículos que leo 2 me dejan algo para pensar. Me parece mucho, me sorprende. Uno de los autores que sigo es Jon Westenberg. Escribe todos los días, temas que me tocan, aprendizajes, entrepreneuship, como hizo, qué recomienda, cual es su visión. Todos escribimos y hablamos de esas cosas, que supuestamente ya entendimos. Creo que todos los que escribimos también lo hacemos para seguir descifrando estas cuestiones de las que decimos saber algo. Lo que no leo generalmente, o al menos lo he leído poco son posts sobre lo que no sabemos, lo que no nos salió. Y no hablo del “failure story”, sino de esas cosas que no dejamos pasar todavía. De eso hablaba el post de Jon que leí hoy.

Hace un tiempo escribí sobre la lluvia. Y sobre el buen augurio de la lluvia, que traiga prosperidad. En casa, a la noche, cuando llueve, la lluvia es otra cosa: es muchas veces un despertador, y no de inspiración, sino de un fantasma de cuando tuve el taller bajo el agua. Una situación bastante catastrófica, que se repitió durante un par de meses hace unos años y me sacó el sueño, me estresó, me desarmó y no supe manejar bien. Hoy creo que manejaría todo de otra manera, creo haber aprendido, pero por algo, es un tema que vuelve cada vez que llueve. Puedo ver la lluvia de otra manera, pero hay una parte de mi que inevitablemente vuelve a pensar en ese episodio. Y que me cuesta olvidar.

Antes, cuando me preguntaban que cambiaría de lo que hago, que haría distinto si volviera a empezar no sabía que contestar, decía que me capacitaría, que podría haber estudiado más al comienzo. Hoy, creo haber aprendido que hubiera invertido más en el arranque. El hecho de haber arrancado un emprendimiento con inversión $0 si bien queda lindo en las notas, no es necesariamente bueno, deberíamos haber invertido, no solo en capacitación sino en estructura, en gente, para responder bien desde el inicio a quienes se interesaran en lo que hacíamos. Esto tiene mucho que ver con que yo soy de hacer de todo un poco, lo que no sé me gusta aprenderlo, y entonces, si faltaba algo, en vez de contratarlo, yo lo hacía, y eso puede llegar a ser contraproducente. Si bien cuando arrancamos, es normal, todos hacemos todo, yo llevaba esa expresión al máximo. Y no son buenos los máximos.

Being stubborn is something to admire. It’s what gives you the guts to try things that anyone else would look at as an unbeatable challenge.

But when we dont win, when we can’t win, when we’re facing defeat, we’ve got to be ready to change course. Even though the regret that comes with it won’t always be easy to shoulder.

¿Valio la pena? No. ¿Me arrepiento? 1000%. ¿ Es un aprendizaje? 1000%

And you won’t find yourself letting those regrets go, the ones that are born of every failed dream and everything you wish had gone differently. But you don’t necessarily need to let them go. At some point, those regrets stop being a source of shame and they start becoming battle scars that you can be proud of, proof that you struggled and fought and tried.

Creo que de lo que más me arrepiento, el denominador común de estas cuestiones, es de no haber confiado más en mí. Lesson learned.

_

Photo by Ramesh Vedula – unsplash.com

You Might Also Like

1 Comment

  • Reply Loren junio 4, 2016 at 1:42 am

    Te puedo dar un nuevo sonido para tu LLUVIA: la puerta de PAPA que abrió Leonor de Fast Propiedades…
    Ese día llovía tanto y cuando entramos al local ninguna de las dos sentimos miedo, las dos vimos prosperidad
    y proyectos compartidos. El fantasma de la lluvia ese día te lo sacaste de encima.
    SOS UNA GRANDE y me encanta leerte ojalá tengas tantos seguidores a los que inspirar como Jon.

  • Leave a Reply